Entradas

Laicos en la Iglesia: un camino de sinodalidad

El director de la Comisión Espiscopal para los Laicos. Familia y Vida, realiza un repaso sobre el papel de los laicos en la Iglesia. Leer más

Carta Pastoral de nuestro arzobispo a los laicos diocesanos

 

Pascua de Resurrección 2020

Queridos diocesanos:

A lo largo de estos días en medio de la incertidumbre que seguimos viviendo por causa de la pandemia del coronavirus, nos hemos mantenido unidos en la oración, pensando en tantas familias afectadas por el sufrimiento y encomendando a quienes el Señor ha llamado a su presencia en medio de no poco dolor, sin poder despedirles como sentíamos la necesidad de hacerlo. Tengo el convencimiento de que el apóstol Santiago, amigo del Señor, les habrá acompañado al Pórtico definitivo de la Gloria. Así lo he pedido.

No son momentos fáciles los que se nos avecinan también desde el punto de vista económico. Ya están llamando a las puertas familias y personas que se sienten agobiadas económicamente. La crisis la estamos percibiendo. Ante esto no podemos menos de recordar el pasaje referente a la primitiva comunidad cristiana en el que se nos dice que las personas estaban atendidas y “se repartían los bienes entre todos según la necesidad de cada uno” (Hech 2,42-47). Vemos ya que nuestras Cáritas están sobrepasadas por las muchas personas que han de ser atendidas. Por otra parte, los ingresos en las parroquias en esta temporada no es que hayan descendido, sino que no los ha habido, teniendo que afrontar los gastos ordinarios de su funcionamiento. Son momentos en los que debe prevalecer la generosidad, asumiendo la corresponsabilidad en el sostenimiento de la Iglesia y en la solidaridad con los pobres de cerca y de lejos. Mirar a los demás con los ojos del corazón es tratar de que nadie se quede atrás. En este sentido os hago una llamada a todos los diocesanos, también a las personas de buena voluntad, pidiéndoos vuestra colaboración económica en la forma en que creáis más oportuna y podáis hacerlo, y marcando la X en la declaración de la Renta. El cauce de esa posible aportación podría ser a través de la parroquia o de la Administración diocesana en nº de cuenta: ES25 2080  5155 9730 4006 2341 de ABANCA, o en el portal www.donoamiiglesia.es tratando de aliviar las consecuencias generadas por la pandemia. Esta es mi propuesta y petición que dejo a vuestra generosa consideración.

Os deseo un gozoso tiempo pascual pues “nada nos podrá separar del amor de Dios”, saludándoos con afecto y bendiciéndoos en el Señor.

+Julián Barrio Barrio,
Arzobispo de Santiago de Compostela

 

 

Fuente: www. archicompostela.es

La Archidiócesis de Santiago se une a la oración mundial con el papa y a la consagración a María desde Fátima

La Diócesis de Santiago se suma a las INICIATIVAS DE ORACIÓN MUNDIAL por el COVID 19 por parte del Papa Francisco y por parte del presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Juan José Omella, que se une al Patriarca de Lisboa, monseñor Manuel José do Nascimento Clemente, de la Conferencia Episcopal Portuguesa.

Se trata de unirse el MIÉRCOLES día 25 de marzo, Solemnidad de la Encarnación, a las 12:00 h después del Ángelus al rezo de un PADRENUESTRO y a las 19:30 h., desde el Santuario de Fátima, al rezo del ROSARIO. A su término,  tendrá lugar en Fátima la  CONSAGRACIÓN de la península ibérica y sus islas A LA VIRGEN por el patriarca de Lisboa

Además el VIERNES 27 de marzo el Papa Francisco presidirá un momento de ORACIÓN con la BENDICIÓN URBI ET ORBI desde la Basílica de San Pedro a las 18:00 h.

Ambas iniciativas se podrán seguir por COPE y 13TV.

 

Leer más

Nuestro arzobispo nos envía una carta a los laicos diocesanos…

 

Marzo 2020

Carta a los Laicos Diocesanos

Queridos diocesanos:

Os tengo muy presentes en medio de esta incertidumbre que vivimos, siendo necesario asomarnos a la ventana de la esperanza para acoger la voluntad de Dios que siempre es lo mejor aunque a veces humanamente no lo entendamos. Él no está ausente y sigue actuando con su Providencia por caminos que posiblemente no son los que nosotros pretenderíamos. Sabe cuándo hacerse presente y cuándo dar la impresión de que se retira para que no nos adhiramos a Él desde nuestros planes interesados.

Es bueno recordar de dónde venimos. El libro del Génesis nos dice que hemos sido modelados del polvo del suelo y del soplo del Señor (cf. Gen 2,7): si nos cerramos al espíritu sólo quedará la oscuridad de la tierra sin forma. ¡Volvamos a Dios y revivirá nuestro corazón! Dice el papa Francisco: “Hay que temer una fe que se cree  completa… Las ideologías crecen cuando uno cree que tiene la fe completa”. La confianza está en que al final el Señor realizará siempre el milagro como lo hizo en la multiplicación delos panes, en la curación del hijo del funcionario real en Cafarnaún, en la tempestad calmada o en tantas otras situaciones.

También esta dura realidad que estamos afrontando, está dando lugar a entrar dentro de nosotros mismos y ver dónde nos encontramos, generando de una manera imprevista el volver a Dios de quienes después de haber hecho lo que humana y científicamente estaba en sus manos, han comprobado que lo necesitaban y ahora comienzan a hacerse preguntas cuando disponen de un tiempo libre en medio del trabajo de salvar vidas, según el testimonio de un médico italiano. Algunos que no querían dar espacio a Dios en la ciencia, hoy se confiesan creyentes, orientados por la Palabra de Dios y el testimonio de personas convencidas de que perder la vida por los demás es ganarla. Percibimos nuestra desnudez en la pretensión de ser como Dios en el conocimiento del bien y el mal, y de salvarnos confiando en nuestras fuerzas sin darnos cuenta que la salvación viene de Dios, siendo Cristo quien ha asumido la obra de expiación, nos amó y se entregó por nosotros (Gal 2,20). No es bueno escondernos de Dios que siempre viene a nuestro encuentro en medio de nuestros agobios y nos lleva grabados en la palma de sus manos (Is 49,16).

“En este quedarnos en casa” para cuidar la propia salud y la de los demás, estoy seguro que estáis echando en falta algo que hasta ahora teníais, como así me lo habéis manifestado no pocos: la celebración comunitaria de la Eucaristía en unas parroquias y comunidades llamadas a cuidar religiosa y espiritualmente a los que viven y acompañar a los que mueren. Nuestra preocupación no debe ser tanto lo que no podemos hacer cuanto fijarnos en lo que podemos hacer. Es momento para redescubrir el hogar como iglesia doméstica en la que rezar juntos, leer la Palabra de Dios, hacer la catequesis familiar, hablar con sosiego y mostrar que somos capaces de ternura, una actitud que se desea siempre y que se obtiene algunas veces. Soy sabedor de los problemas que internamente afectan a algunas familias, pero os digo que también desde una vida con problemas  y  dificultades podemos llegar a la fe y vivir el encuentro con Dios. Tal vez el Señor nos sitúe en la oscuridad para que podamos apreciar lo que es la luz. Están siendo días convulsos porque no nos faltan zozobras que nublan nuestro horizonte.

Es el momento de acompañar y sentirse acompañado. Las epidemias no están hechas a la medida del hombre, por lo tanto el hombre a veces las considera irreales, un mal sueño que tiene que pasar. Nos cogen siempre desprevenidos. Rezo con vosotros y por vosotros. Con el apóstol Pablo os digo: “Que la esperanza os tenga alegres, manteneos firmes en la tribulación, sed asiduos en la oración, compartid las necesidades” (Rom 12,12). ¡Que el Apóstol Santiago reanime nuestra esperanza! Os encomiendo a nuestra Señora de la Salud.

Con mi afecto y bendición en el Señor.

+ Julián Barrio Barrio,
Arzobispo de Santiago de Compostela.

Congreso Internacional: “Yes to life!. Cuidando del precioso don de la vida en su fragilidad”

El Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida organiza este evento, en colaboración con la Fundación “Il Cuore in una Goccia”. Tendrá lugar en Roma del 23 al 25 de mayo  de 2019.

Leer más

Curso intensivo sobre “EL TESTIMONIO”

“Vete a casa con los tuyos y anúnciales lo que el Señor ha hecho contigo, y que ha tenido misericordia de tí” (Mc 5,19)

¿Qué es el testimonio cristiano?… ¿Cómo puede hablar un laico de su experiencia de Dios?…

Si quieres formarte sobre la importancia y la fuerza del testimonio en la evangelización, y aprender como dar tu testimonio personal al servicio de la Iglesia, de la catequesis…. este curso es para tí.

 

Leer más

Ejercicios Espirituales para laicos en Santiago

El Papa Francisco insiste en la necesidad de cultivar la vida interior:

Leer más

La Mesa Diocesana de Movimientos y Asociaciones Laicales comienza a trabajar para el próximo Congreso Nacional de Apostolado Seglar en 2020

El pasado sábado día 15 de diciembre el delegado de Apostolado Seglar, D. Javier Porro, y los dos subdelegados, D. Francisco Durán y D. Alfredo Losada, se reunieron con los responsables de grupos, movimientos y asociaciones laicales presentes en la archidiócesis de Santiago de Compostela. Este encuentro tuvo lugar en la Casa de Ejercicios de Santiago  y  fue presidido por el obispo auxiliar D. Jesús Fernández.

Leer más

Laicos de parroquia: comprometidos, con actitud de escucha, en búsqueda de la santidad, en espíritu de comunión, protagonistas del próximo Congreso Nacional de Apostolado Seglar

El pasado sábado 17 de noviembre, tuvo lugar la REUNIÓN con LAICOS representantes DE PARROQUIAS de nuestra diócesis de Santiago de Compostela, convocada por la Delegación de Apostolado Seglar y presidida por nuestro arzobispo D. Julián Barrio.

Leer más